Tuvidasindolor
El tratamiento del dolor explicado a pacientes y profesionales de la salud

Cannabis, endocannabinoides y fármacos cannabinoides 4.73/5 (40)

¿Qué son los endocannabinoides?

Nuestro cuerpo produce substancias que se asemejan a las obtenidas de la planta del cannabis. Estas moléculas, conocidas como endocannabinoides, que producimos en pequeñas cantidades y que se liberan en sitios muy determinados del cuerpo, poseen funciones imprescindibles para la regulación y el funcionamiento de nuestro organismo.

Los endocannabinoides funcionan como moléculas de transmisión entre células en múltiples zonas de nuestro cuerpo ejerciendo su función tras acoplarse con los receptores endocannabinoides de las neuronas.

Para entenderlo de forma sencilla, los endocannabinoides son las llaves y los receptores son las cerraduras. Las cerraduras se cierran o se abren provocando cambios en nuestro organismo.

Funciones del sistema cannabinoide

La principal función del sistema cannabinoide es la regulación de nuestro equilibrio interno, también conocido como homeostasis.

Seguramente te interese consultar estos post del Dr. Jordi Pérez…

> Los usos del cannabis a lo largo de la historia
> Cannabis, endocannabinoides y fármacos cannabinoides
> El papel de los médicos ante el cannabis medicial y su uso recreacional
> Indicaciones y contraindicaciones del cannabis medicinal
> El Cannabis Medicinal en el manejo del dolor crónico
> El seguimiento del paciente que usa cannabis medicinal como analgésico

Otros efectos sobre la homeostasis incluyen el apetito, la regulación de la temperatura, el sistema inmunitario de defensa o el metabolismo de las grasas.

Funciones cerebrales como las emociones, el aprendizaje, la memoria o el dolor están fuertemente influenciadas por el sistema endocannabinoide.

De hecho, se cree que las personas que carecen de un sistema endocannabinoide efectivo pueden desarrollar enfermedades como la fibromialgia, la depresión, la anorexia, el autismo o el síndrome de Parkinson…

De la misma forma que los endocannabinoides se unen a los receptores cannabinoides, los productos de la planta del cannabis tienen efectos similares sobre esos receptores.

El hecho que el sistema endocannabinoide esté implicado en tantos sistemas corporales explica el porqué la planta del cannabis tiene efectos tan variados y el porqué su uso medicinal se está extendiendo a prácticamente todas las especialidades médicas conocidas.
Cannabis medicinal

Los fármacos cannabinoides

Las compañías farmacéuticas han conseguido desarrollar compuestos químicos que actúan sobre los receptores endocannabinoides de forma similar a los endocannabinoides.

Estos productos se denominan cannabinoides exógenos y su efecto terapéutico dependerá de la acción que ejerzan sobre los receptores.

El dronabinol y la nabilona son productos que activan un receptor endocannabinoide relacionado con las náuseas y los vómitos y también sobre el apetito. Eso explica que su indicación principal sea para pacientes con cáncer que presenten náuseas causadas por la quimioterapia o en casos en los que el cáncer provoque pérdida importante de apetito y de peso.

Un fármaco llamado Rimonabant provoca un efecto totalmente contrario al dronabinol y la nabilona desactivando los receptores endocannabinoides del apetito. Ese efecto se ensayó para tratar la obesidad y aunque los resultados fueron positivos, el fármaco se retiró del mercado por provocar efectos psiquiátricos importantes como ansiedad y depresión.

En España se puede encontrar un fármaco llamado nabiximol (su nombre comercial es Sativex®). Este producto es un derivado directo de la planta del cannabis y su uso está aprobado para el tratamiento del dolor por cáncer, dolor neuropático y la espasticidad en pacientes con esclerosis múltiple.

El tratamiento con Sativex® es lo más parecido al cannabis medicinal. Desafortunadamente sus resultados terapéuticos no son siempre positivos y, además, el fármaco es muy costoso por lo que su prescripción está muy restringida.

Cannabinoides, terpenoides y flavonoides…

Las plantas cannabáceas del género Cannabis son plantas de flores que contienen compuestos químicos orgánicos que ejercen un efecto sobre nuestro organismo a través de sustancias conocidas como cannabinoides, terpenoides y flavonoides entre otras.

Los dos compuestos cannabinoides más abundantes en la planta y mejor estudiados en la actualidad son el THC (Delta-9-Tetrahidrocannabinol) y el CBD (Cannabidiol).

Es sabido que el THC posee efectos sobre el cerebro, pero también sobre muchos otros órganos mediante la activación de los receptores endocannabinoides. El THC es el responsable de los efectos psicotrópicos alucinógenos buscados en el uso recreativo.

Por otra parte, sesabe que el CBD (Cannabidiol) no actúa directamente sobre los receptores endocannabinoides, sino que parece ejercer un efecto contrario al del THC y aunque también tiene efectos sobre el cerebro, el CBD no tiene valor recreativo al no provocar efectos alucinógenos.

Estos dos alcaloides cannabinoides, los más conocidos, aunque hay más de 100 otros descritos en las plantas de cannabis, se encuentran de forma inactiva.

Para poder obtener el producto activo se ha de calentar la planta ya sea fumándola, vaporizándola, cocinándola o mediante métodos comerciales para extraer y activar los cannabinoides.

Además del THC y el CBD, las plantas de cannabis contienen muchos otros alcaloides que son menos conocidos para el público general y el campo médico que potencialmente pueden tener también efectos sobre el organismo.

Además de los cannabinoides, la planta, como cualquier miembro del reino vegetal, posee terpenoides. Estos confieren el sabor y olor a los vegetales y por sí mismos explican el efecto terapéutico de ciertas plantas y frutas descrito en la medicina tradicional.

Ciertos terpenoides en el cannabis parecen ser los responsables de algunos de los beneficios clínicos conocidos en el cannabis medicinal.

La planta del cannabis también contiene flavonoides, estos productos químicos orgánicos poseen propiedades apreciadas en medicina para luchar contra el cáncer, las infecciones y ciertas enfermedades degenerativas o cardíacas.

El hecho de que la planta de cannabis tenga tantos productos químicos que potencialmente pueden explicar los efectos sobre el organismo hace que el conocimiento científico de su potencial clínico sea muy complejo.

En medicina moderna, los clínicos buscan la identificación del agente responsable, ya sea de la patología o de la mejoría, gracias a un tratamiento.

El cannabis medicinal parece ser efectivo a través de múltiples y complejas interacciones entre los muchos productos químicos orgánicos que posee.

En la actualidad, para simplificar el tema y facilitar el entendimiento, los médicos hablamos del cannabis medicinal según su composición en THC y en CBD.

Estos dos productos del cannabis son los que mejor se han estudiado, pero no queda duda que reducir los efectos terapéuticos de la planta del cannabis a la presencia y acción del THC y el CBD es una simplificación que seguro lleva a errores.

¿Te ha gustado?¿Lo compartes?

The following two tabs change content below.

Doctor Jordi Perez

Director Médico Asociado de la Unidad del dolor Alan Edwards Pain Management Unit : Universidad de McGill. Montreal (Canadá)
Especialista en el tratamiento del dolor MD, PhD, FIPP. Es Director Médico Asociado de la Unidad del Dolor Alan Edwards Pain Management Unit de la Universidad de McGill en Montreal. (Canadá) en la que también es Profesor asociado del Departamento de Anestesiología. Miembro del comité científico del Quebec Cannabis Registry.