Cómo hablar de tus molestias en la Unidad del dolor 4.75/5 (4)

Muchas veces nos faltan las palabras para explicar lo que sentimos. Con esta guía queremos ayudarte a que puedas hablar con tu médico especialista de la Unidad del dolor.

Si te es más útil, imprime esta página y señala las palabras que mejor expresan lo que sientes y cómo percibes tu dolor. No hay respuestas correctas o incorrectas y siempre será mejor que lo describas con el mayor detalle. De esta manera ayudarás en el diagnóstico del médico especialista de la Unidad del Dolor.

Guía para hablar con tu médico de la Unidad del Dolor

  • Cómo es de intenso tu dolor…  es leve, molesto, intenso, fuerte o insoportable…
  • Cómo lo sientes… es incómodo,  fastidioso,  molesto,  soportable, espantoso, horrible.
  • La aparición del dolor te hace sentir…  inquietud, angustia, miedo, desesperación…
  • El dolor… te obsesiona, te desespera, te deprime…
  • La aparición del dolor te hace sentir…  inquietud, angustia, miedo, desesperación…
  • ¿Cuánto te parece que dura?… un instante, acaba pronto, es largo, es interminable, está siempre…
  • ¿Es constante o intermitente?
  • ¿Sientes que pierdes fuerza o sensibilidad (como si se acorchara la zona dolorida)?
  • ¿Te duele siempre con la misma intensidad o cambia?… es constante, es creciente, es decreciente, oscila…
  • ¿Tu dolor es… irritante, mareante, extenuante, agotador
  • ¿Es un dolor profundo o superficial? ¿Cambia?
  • ¿Tu dolor es… frío, caliente, sientes como si abrasara. Sientes como un picor, como un hormigueo, escuece?. ¿Es como un calambre, un latido, un pellizco? ¿Como un retortijón, un espasmo, un latigazo, una sacudida? ¿Un pinchazo de agujas, un desgarro, una cuchillada? ¿Como si tirara, como si apretara, como si golpeara…?

No te preocupe dar detalles. Con la descripción de tu experiencia ayudarás a tu médico de la Unidad del Dolor.

“Siento un dolor intenso en las piernas. A veces resulta insoportable. Aparece y desaparece. No está siempre: es intermitente. Es un dolor profundo, como si me dolieran los huesos. Me molesta sobre todo la parte de atrás de piernas y el dolor llega algunas veces hasta los tobillos.  Siento un hormigueo fuerte, un calambrazo frío… como si se me empezaran a dormir las piernas. Tengo que parar y sentarme. Entonces se calma…”

¿Te ha gustado? ¿Compartes? Gracias por ayudarnos a difundir

The following two tabs change content below.
Médico especialista responsable de la Unidad de dolor del Hospital Universitario Infanta Sofía (Madrid). Ejerce su actividad privada en la consulta de dolor del hospital Universitario HM Torrelodones (Madrid)